El Ave Fénix

Hoy vamos a presentarte la que probablemente sea una de las leyendas más conocidas por sus numerosas apariciones y adaptaciones en el gran pantalla, y es es que la historia del Ave Fénix que te presentamos hoy en Frases.Top es uno de los más extendidos y cuenta con una historia por cada cultura antigua. La historia del ave fénix tiene numerosas enseñanzas como el significado de la Resiliencia que enriquecen nuestra vida, pero que no es fácil ponerlas en práctica. El término Fénix proviene del latín Phoenix, que a su vez, nace del griego Foínix (φοῖνιξ) cuyo significado es color de sangre o palmera. Los griegos tomaron la mitología de esta ave de los egipcios.

RESUMEN DE CONTENIDOS (Puedes hacer clic en las imágenes para bajar directamente hasta la sección que elijas)

El Mito del Fénix Egipcio
La Historia del Ave Fenix Griego
La Leyenda del Ave Fenix Romano
El Mito del Fenix en el Edén
La Historia del Fenix Chino
El Fenix Iraní
Significado del Ave Fenix La Resiliencia

El Mito del Fénix Egipcio

El origen del ave fénix se remonta a Libia y Etiopía. En aquellas tierras era conocido como Benú o Bennu, relacionada con el verbo “wbn” que significa brillar o ascender en brillo.

Este fénix era similar a una garza, pero con un plumaje tan rojo como el fuego, también se le representaba como un águila con plumas rojas y doradas. Los egipcios contaban que resucitaba cada día con el sol y moría al atardecer. Es decir, era un ave que nacía y moría todos los días. El fénix era un semidiós.

El Fénix Egipcio

Otras historias contaban que el fénix volaba por todo Egipto durante el día para recolectar solo los mejores materiales para construir su nido. Sus favoritos eran las ramas de roble, nardo, mirra y canela. Cuando llegaba el momento de morir, el cual podía ocurrir cada 500, 100 o 12994 años, según la leyenda, entonaba una hermosa melodía. Al terminar las llamas consumían su cuerpo.

Tres días después, Benú renacía más fuerte y sabio que antes Sol e iniciaba un nuevo ciclo de vida. Alzaba el vuelo llevando su nido en las patas y lo dejaba en Heliópolis o templo del sol, hecho que llenaba de inspiración al pueblo egipcio.


La Historia del Ave Fénix Griego

La historia de Benú inspiró a los griegos, quienes adoptaron esta hermosa ave a su mitología. Fue así como Heródoto, un gran historiador, lo incluyó en sus textos, en los cuales narraba lo siguiente:

Existe un ave sagrada, conocida como fénix, solo la he conocido a través de pintura, pues rara vez puede ser vista. En Heliópolis cuentan que solo acude a ellos cada quinientos años. Si sus pinturas son correctas, el fénix tiene plumas color oro y rojo y su tamaño es similar al de un águila.

Cuentas que esta maravillosa ave alza el vuelo en Arabia y lleva al templo del sol el cadáver de su padre. Para hacerlo, construye un huevo de mirra que pueda cargar durante el vuelo, luego, lo vacía y coloca a su padre dentro, cerrando con mirra el orificio. Cuando su padre está dentro, el ave alza el vuelo hacia Egipto y se dirige al santuario del Sol.

El Fénix Griego

La Leyenda del Ave Fénix Romano

Plinio el Viejo, conocido como padre de la enciclopedia, incluyó esta ave en su libro Historia Natural.

Este romano describía al fénix como un águila gigantesca con un collar dorado en su cuello, con plumas púrpura en su cuerpo y cola azul con algunas plumas de color rosado. Aseguró que podía vivir 540 años y que revivía porque de sus huesos y médula nacían gusanos.

Por su parte, el poeta Ovidio contaba lo siguiente:

Solo existe un ave que puede sembrarse y regenerarse a sí misma. Es conocida por los asirios como fénix. No se alimenta de hierbas y de cereales, sino de jugo de amono y de lágrimas de incienso.

Cuando cumple cinco siglos de vida, sube a las ramas más altas de una palmera y con sus garras y pico construye un nido. Cubre el fondo de espigas de nardo, casia, canela desmenuzada y mirra, se tiende sobre este colchón y muere inmerso entre vapores perfumados.

Entonces, del cuerpo de esta ave renace un pequeño fénix que vivirá otros quinientos años. Cuando el polluelo alcanza las fuerzas necesarias y puede soportar el peso del nido, lo toma entre sus garras y alza el vuelo hacia la ciudad de Hiperión, donde deposita el nido ante las puertas del templo sagrado.

El Fénix Romano

El Mito del Fénix en el Edén

Los primeros cristianos estaban influidos por la cultura griega, por lo que incluyeron esta ave como un símbolo de la inmortalidad y la resurrección. Algunos lo llegaron a comparar con Jesucristo, como una metáfora de su muerte y resurrección.

Cuenta la leyenda que el fénix nació en un arbusto de rosas bajo el árbol del bien y del mal en el Edén. Esta ave tenía un plumaje muy colorido y un canto tan hermoso que nada podía competir contra él. El fénix fue la única criatura que pudo resistir la tentación de consumir las frutas del árbol prohibido.

Después de la expulsión de Adán y Eva cayó sobre el nido del fénix la chispa de la espada de fuego de un ángel y el pájaro ardió de inmediato. De estas llamas, nació un nuevo fénix, con un plumaje más hermoso que el anterior, con alas de color rojo y el cuerpo de un color dorado.

Por su fidelidad a Dios, recibió el don de la inmortalidad, el conocimiento, la fuerza y la capacidad curativa de sus lágrimas. A lo largo de sus muchas vidas, el fénix tenía la tarea de transmitir su sabiduría a los pies del árbol del bien y del mal, así como inspirar a quienes buscaban el conocimiento, como científicos y artistas.

El Fénix en el Edén

La Historia del Fénix Chino

En la cultura china existe el Feng-Huang, el ave fénix china. El término Feng representa a los machos y el Huang, a las hembras, de manera similar al yang y el yin. Esta ave representa también la gracia y la virtud.

Esta ave se representa atacando serpientes con sus garras y con las alas extendidas. Tiene la cabeza de una golondrina, el pico de un gallo, el cuello de una serpiente, el pecho de una oca, el dorso de una tortuga, cola de un pez y patas de ciervo.

Su cuerpo representa el cielo, el sol, la luna, el viento, la tierra y los planetas. Sus plumas tienen los colores básicos: negro, rojo, blanco, verde y amarillo.

El fénix chino no tiene conexión con el fénix griego, tiene una historia de 7000 años y se suele representar en tótems de buena suerte elaborados con jade.

Durante el período Han, se empleaban sus figuras para indicar el sur o para simbolizar a la emperatriz, como pareja de un dragón, que representaba al emperador. Esto representaba la unión de las tribus occidentales y orientales de China.

El Fénix Chino

El Fénix Iraní

El fénix iraní se conoce como simurg, es un ave benevolente representada en todo el arte y literatura de Irán, Georgia, Armenia y el imperio Bizantino. Su figura es utilizada en el premio más prestigioso otorgado en el Festival Internacional de Cine de Fajr, este se conoce como el Simurg de cristal.

El Simurg es una criatura alada, con un tamaño tan gigantesco que puede cargar una ballena o un elefante. Es similar a un pavo real con las garras de un león y la cabeza de un perro. Es enemigo natural de las serpientes y vive en zonas ricas en agua. Su plumaje tiene el color del cobre.

Cuenta la historia que se trata de un ave tan vieja que ha presenciado la destrucción del mundo tres veces.

De una vida tan extensa, el simurg ha aprendido tanto de su extensa que vida que posee el conocimiento de todas las eras. Según la historia, el simurg vive 1700 años antes de saltar a las llamas para renacer.

El simurg purifica la tierra y el agua, otorga la fertilidad y representa la unión entre el cielo y la tierra, es el mensajero entre ambos.

Esta maravillosa ave pasa la noche en el árbol de la vida Hōm, en Gaokerena, ubicado en el medio del océano. Este árbol tiene propiedades medicinales y contiene las semillas de todas las plantas que existen en el planeta. Cuenta la leyenda que cuando el simurg emprende el vuelo, sus gigantescas alas agitan las hojas del árbol, lo que provoca la caída de las semillas, estas flotan en el mundo de los vientos y la lluvia y dan lugar a todas las plantas medicinales que conoce la humanidad.

El simurg es protagonista de varias historias, siendo una de las más famosas la del príncipe Zal, quien nació albino. Su padre consideró que el color de su piel indicaba que era hijo de un demonio y lo abandonó. El simurg se compadeció del llanto del niño, lo salvó y crió hasta que se hizo un hombre, compartiendo con él su inmensa sabiduría.

Cuando Zal quiso regresar con la humanidad, el simurg le entregó tres plumas doradas que debía quemar cuando necesitara de su ayuda.

Zal se casó con una joven llamada Rudaba. Ella quedó embarazada y pronto llegó el momento del parto. El proceso fue largo y complejo, la joven no daba a luz y Zal empezó a temer por la vida de su esposa y su hijo no nacido por lo que quemó una pluma de simurg y este acudió a su ayuda. Le enseñó a practicar una cesárea y tanto madre como hijo, sobrevivieron.

El Fénix Iraní

 

Ave Fénix en otras Culturas

Otras aves fénix reconocidas por el folklore de diversas culturas son como el Pájaro de Fuego de Rusia, el Anqa de los árabes, el Garuda de la India y el Quetzalcóatl de los Mayas, Aztecas y Toltecas.

Significado del Ave Fénix: La Resiliencia

La historia del ave fénix tiene diversos significados, pero el más importante de todos recae en su poder de renacer de sus propias cenizas. Esto, se relaciona con la resiliencia, esa capacidad que nos permite encontrar soluciones a las situaciones adversas o difíciles que se presentan en la vida para luego, renacer como el fénix de nuestras propias cenizas.

El mito de esta ave es de los más conocidos y extendidos en todas las culturas, no es específico para una religión o nación. En algún punto de su historia, todas cuentan con una referencia al fénix o un ave similar con grandes poderes y una estrecha relación con el fuego.

El fuego en estas leyendas representa la creación y la destrucción, en él se encuentran tanto la vida como la muerte y es por eso que esta leyenda es tan importante para comprender el concepto de resiliencia, de los altos y bajos de la vida y como renacer más fuertes después de enfrentar un problema o una prueba muy ardua. El fuego es un símbolo de transformación, separa el viejo tú del nuevo. Es una oportunidad para fortalecerte y aprender a adaptarte mejor a las adversidades que están por venir.

Cuando enfrentas grandes problemas en la vida, es como si las llamas consumieran tu antiguo yo. Si eres resiliente, estas llamas no acabarán contigo, sino que destruirán esa parte débil de ti, morirá tu viejo yo, para que una nueva versión de ti mismo, más fuerte, surja y enfrente la vida de nuevo. Algo similar a lo que atraviesa el ave fénix cada quinientos años.
Significado del Ave Fénix

Y hasta aquí llegamos con las diferentes interpretaciones que te hemos expuesto del famoso mito del Ave Fénix. No olvides compartir y seguirnos, así como echarle un vistazo a otras leyendas en la sección principal, así como también ver la lista completa de cuentos para niños infantiles. ¡Hasta la próxima!

Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.